El policía que le disparó a Santiago "Chano" Moreno Charpentier quedó "imputado de hecho" en la causa en la que se investigan las circunstancias en las cuales el músico fue baleado en su casa de la localidad de Exaltación de la Cruz el lunes último, mientras que la madre del artista aseguró que en este hecho "solo hay víctimas", una de ellas es su hijo, quien desde "hace 20 años que pide ayuda" por su adicción.

La confirmación de la imputación del oficial subayudante Facundo Nahuel Amendolara (27) fue dada oficialmente a conocer ayer al mediodía por el fiscal general de Zárate-Campana, José Luis Castaño.

El titular del Ministerio Público de ese Departamento Judicial dijo que el policía bonaerense "fue formalmente notificado sobre la pericia balística para que eventualmente pueda nombrar al perito (de parte), tal como dispone el Código para los imputados".

Si bien para el fiscal general "la imputación se efectúa cuando se cometió un delito", la causa en la que se investiga el accionar del policía al dispararle en el abdomen al exlíder de Tan Biónica cambió la carátula de "atentado y resistencia a la autoridad y lesiones" a "averiguación de ilícito".

El oficial no fue aún notificado formalmente del artículo 60 del Código Procesal Penal (CPP) bonaerense, el cual señala que "se considerará imputado a toda persona que en cualquier acto o procedimiento se lo indique o detenga como autor o partícipe de la comisión de un delito", aunque sí fue informado de la realización de la pericia a la bala que disparó con su arma reglamentaria.

El estudio criminalístico está previsto para el próximo martes 3 de agosto y estará a cargo de la División Balística de la Policía Federal Argentina (PFA).

Tampoco por el momento, Amendolara fue citado para declarar en la causa, ya que se aguarda avanzar con la pesquisa para ver si se lo convoca a dar su versión del hecho como imputado o no.

Lo que sí dispuso este miércoles la fiscalía es una inspección ocular en la casa del músico, ubicada en el barrio privado Parque La Verdad, de Exaltación de la Cruz, que se realizará esta tarde y fue encomendada a un grupo de peritos de la Policía Federal Argentina (PFA), dijeron fuentes judiciales.

Por otra parte, Marina Charpentier, madre de "Chano", aseguró ante la prensa que su hijo es "una víctima" y que hace "20 años que pide ayuda" debido a su adicción.

"Acá no hay nadie contra nadie, no es la mamá contra la policía. Acá solo hay víctimas, una es mi hijo", señaló la mujer, visiblemente conmocionada, en declaraciones realizadas la mañana de este miércoles en la puerta del Sanatorio Otamendi, en el barrio porteño de Recoleta.

Más temprano, la mujer le había confirmado a Télam que iba a hablar con la prensa respecto al estado de salud de su hijo, del que sólo manifestó más tarde "todo está igual".

Tras aclarar que no iba a responder preguntas, Marina aseguró que no está en contra de la policía de la localidad bonaerense de Capilla del Señor, ya que es "la gente que ayudó" a su hijo en varias oportunidades.

"La mamá de Amendolara está sufriendo como yo", expresó la madre del músico en relación al policía investigado.

"Solo llamé a una guardia médica para que ayuden a mi hijo. Solo pedí ayuda", recordó entre lágrimas la mujer, tras lo cual cuestionó la Ley de Salud Mental por considerar que los padres de personas con adicciones no obtienen soluciones adecuadas.

"Solo pido que hagan algo por la Ley de Salud Mental porque estamos todos los padres de los enfermos de adicciones igual. La adicción es una enfermedad y nadie nos da respuestas. Las mamás de todos los ´Chanos´ que sufren adicción que piden ayuda y no tienen respuesta", sostuvo.

"Si quieren saber lo que padece un adicto, escuchen las letras de mi hijo, hace 20 años que pide ayuda", finalizó.

Fuente: Télam