El ex vicepresidente Amado Boudou, condenado el caso Ciccone, fue beneficiado por la prisión domiciliaria por el Tribunal Oral Federal 4. En consecuencia, Boudou continuará detenido en su domicilio.

En febrero de este año, trascendió que Alejandro Vandenbroele, el testigo clave cuyo testimonio condenó al ex ministro de Economía, fue premiado con fondos que le pidió al programa de Testigos Protegidos gracias a su declaración contra Amado Boudou. 

Según contó el periodista Ari Lijalad, Vandenbroele pidió (y el gobierno de Macri le concedió) fondos con el objetivo de impulsar un emprendimiento hotelero en la provincia de Mendoza, donde fue localizado como parte del Programa de Testigos Protegidos (pese a que era parte del supuesto entramado criminal).

Acorde al sitio de alojamientos Booking.com, La Masía, como nombró Vandenbroele  al establecimiento, ofrece sus habitaciones a un precio aproximado de 5.300 pesos la noche. Cuenta con un solarium, pileta al aire libre y estacionamiento gratuito para sus huéspedes. 

Tras su declaración en el juicio por la venta de la ex Ciccone en donde el TOF4 condenó a Amado Boudou a 5 años y 10 meses de prisión.