La Cámara Nacional Electoral envió a revisar el proceso electoral de 2015 y cómo se financiaron sus campañas las principales agrupaciones políticas. La orden se desprende del escándalo de aportantes truchos y ante advertencias sobre las auditorías contables de las campañas presidenciales de Cambiemos, Frente para la Victoria, Unidos por una Nueva Alternativa y Compromiso Federal.

Se trata de cuatro resoluciones, una por cada partido, firmadas por los jueces Alberto Dalla Vía y Santiago Corcuera. En sus resoluciones, los camaristas señalaron que el juzgado de primera instancia deberá avanzar con la investigación de situaciones informadas por las auditorías contables, con el objeto de "conocer efectivamente el origen y destino de los fondos de campaña".

En los fallos la Cámara pide a la jueza María Servini que "que adopte las medidas necesarias para realizar el debido control sobre el patrimonio de la agrupación, vinculado con las elecciones del año 2015".

La Cámara pide corroborar la autenticidad de los aportes privados, para lo cual se requiere que las personas que figuran como aportantes confirmen que efectivamente hicieron los aportes.

A su vez, pide corroborar si hubo aportes ilegales, por ejemplo, de empresas para lo cual considera que se debe citar a testimonial a personas físicas que tendrían vínculos con personas jurídicas que no pueden financiar partidos políticos.

Además, se pone el foco en gastos de campaña no declarados detectados a través de relevamientos hechos por la Cámara.