Por indicación de la familia, el velorio es a cajón cerrado y se extenderá hasta hoy las 16. Pese a la cantidad de personas que se acercaron, la decisión del horario de cierre, por ahora, no tiene cambios. Por este motivo, un cordón policial cerró Avenida de Mayo y Bernardo de Irigoyen y avisan que ya no da el tiempo para entrar a Casa Rosada.

Sin embargo, la decisión de las fuerzas de seguridad fue dispersar de manera violenta a la gente con balas de goma y camiones hidrantes, por lo que se viven momentos de tensión con corridas en la Avenida 9 de Julio. En tanto, se informó que a las 17 horas el cortejo fúnebre se trasladará por la misma Avenida para luego tomar el acceso oeste de la autopista para el entierro de Diego.  

Las puertas de la Casa de Gobierno se abrieron poco después de las 6 de la mañana para homenajear al mejor jugador de la historia, Diego Armando Maradona. Todos esperaban una multitud que se hiciera presente para despedirlo y la realidad superó el imaginario: cerca de las 13 horas, la fila llegaba desde la Casa Rosada hasta Constitución.

En las primeras horas de la madrugada ya una multitud hacía fila para ingresar al salón donde descansa el ídolo mundial. Poco antes de las 7 de la mañana, la cantidad de gente era incontable. La fila llegaba hasta la Avenida 9 de Julio. A las 12 del mediodía, la fila superaba las 25 cuadras y casi llegaba a Bernardo de Irigoyen y San Juan.