Sin dar lugar al planteo de la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner en relación al estuto del Fondo Monetario Internacional (FMI) y el cuestionamiento a financiar la fuga de capitales, tal como sucedió durante el gobierno de Mauricio Macri, este lunes la directora del organismo, Kristalina Georgieva, negó que el FMI contemple algún tipo de quita para la Argentina. 

“Nuestra formulación legal es tal que no podemos tomar medidas que puedan ser posibles para otros sin esta gran responsabilidad global”, manifestó la propia Georgieva en una entrevista televisiva con Bloomberg. Además, dijo que “entendemos la necesidad de analizar cuidadosamente la carga de la deuda. Es el trabajo del Gobierno, no del FMI”, planteó.

Desde hace unos días atrás se encuentra en el país una comitiva del Fondo se encuentra en la Argentina y ya ha realizado distintas reuniones, entre ellas con el ministro de Producción Matías Kulfas. “En términos generales, apoyamos mucho el compromiso de este Gobierno de estabilizar la economía y volver al crecimiento”, manifestó la sucesora de Lagarde.

"La Argentina es el principal deudor del FMI, con una línea por USD 44.000 millones que equivale al 43% del total que hoy tiene prestados el organismo a sus países miembro. Las tenencias de acreedores privados más que duplican esa cifra", remarcó Georgieva.