A la vez que el Banco Nación y el propio ministro de Economía, Martín Guzman, cruzaron al gobierno de la Ciudad por gravar operaciones financieras a traves de Ingresos Brutos (IIBB), este jueves trascendió que el Horacio Rodríguez Larreta subirá un punto más la alícuota de IIBB que pagan los bancos en territorio capitalino, que pasará del 7 al 8%.

Según informó el portal LPO, en la sede de gobierno porteño justifican el nuevo impuesto por la baja en la coparticipación del 3,5 al 1,4%, fondos que Mauricio Macri entregó a la Ciudad durante su mandato. 

Además, la quita de la coparticipación a Larreta le sirvió para presentar un "presupuesto de contingencia" a la espera de un guiño de la Corte Suprema que se demora más de lo que el macrismo hubiera querido.

Al mismo tiempo que el gobierno porteño envió el Presupuesto que se votará este jueves en la Legislatura, apareció un capítulo que advierte que gravaría con IIBB las Leliq y los pases.

Según el gobierno de Larreta, la quita de la coparticipación que Macri entregó a la Ciudad "significará la quita de otros $ 13.000 millones, sumados a los $ 52.000 millones que ya significaba la aplicación del decreto presidencial. El perjuicio total para las finanzas de la Ciudad alcanzará para el 2021 los $ 65.000 millones".  

Por último, Larreta remarcó que la suba de 7 a 8% en la alícuota que pagan los bancos es una "armonización tributaria" respecto de lo que sucede en jurisdicciones como Córdoba o la provincia de Buenos Aires que llevarán el tributo del 7 al 9%.