En el último tramo de las negociaciones por el cierre de listas para las elecciones primarias (PASO), el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, intenta bajar de la competencia a un sector del radicalismo que lo desafía en su propio territorio y amenaza con restarle votos a María Eugenia Vidal.

Se trata de la lista "Adelante Ciudad" que integran figuras de la UCR disidente como Luis Brandoni, Ricardo Gil Lavedra, Facundo Suárez Lastra y el ex ministro de Salud Adolfo Rubinstein y que pretende competir en las PASO contra Vidal y contra la lista de liberales que encabezará Ricardo López Murphy.

Este sector del radicalismo busca competir no solo contra Larreta sino además contra la conducción de su propio partido, que, encabezado por Martín Lousteau en la Ciudad, decidió cerrar filas junto con el PRO y competir dentro de una misma lista. 

Por eso, los radicales disidentes liderados por Brandoni se proponen lograr "una representación más cabal del radicalismo en Juntos por el Cambio", según dijeron fuentes del espacio a Télam.

En ese sentido, en los últimos días el mandatario porteño empezó a pedirle a la conducción del radicalismo que convenzan a ese sector, independiente de las autoridades formales del partido, de bajar la lista.

Uno de esos pedidos se lo hizo al presidente de la UCR, Alfredo Cornejo, en la reunión de la mesa nacional Juntos por el Cambio del pasado lunes, mientras que en el radicalismo porteño niegan haber recibido una solicitud similar, según supo NA.

No obstante, por el momento el radicalismo disidente mantiene su aspiración de competir en las PASO, como lo indicó el propio Rubinstein este martes, al afirmar que "seguramente" será precandidato a diputado nacional.

"Estamos trabajando para presentarnos como una tercera lista en la Ciudad dentro de Juntos por el Cambio. Probablemente sea candidato de la lista Adelante Ciudad", indicó el dirigente de origen radical en declaraciones radiales.

El ex funcionario nacional expresó que "se anunciaría el jueves" porque todavía se están "ultimando detalles", pero anticipó que "probablemente" será "candidato a diputado nacional".

El temor de Rodríguez Larreta, que ya habilitó una interna entre Vidal y López Murphy, es que los votos de Juntos por el Cambio se dispersen aún más y se debilite la candidatura de la ex gobernadora bonaerense.