El Gobierno dio marcha atrás con el esquema de aumentos para la medicina prepaga que se había aprobado el viernes. De esta manera, el servicio privado tendrá un incremento de sólo 10% en diciembre y no del 15% como se había previsto.

A través de una resolución publicada en el Boletín Oficial, el Ministerio de Salud retrotrajo su decisión. Es que la suba, según había informado la Superintendencia de Seguros de Salud, se iba a desdoblar entre diciembre (15%) y febrero del año que viene (10%).

La Cámara de Instituciones Médico Asistenciales de la República Argentina (CIMARA) y la Asociación de Entidades de Medicina Privada (ADEMP) habían explicado el impacto del incremento de los costos del sector desde la fecha del último aumento de cuotas en diciembre de 2019. En función de ello, requirieron la autorización de nuevos aumentos que permitan recomponer el financiamiento para afrontar tales costos.

Fuente: El Destape