Durante un acto que realizó en la provincia de Córdoba, el presidente Mauricio Macri reivindicó su decisión de que las Fuerzas Armadas se involucren en "apoyo logístico a las fuerzas de seguridad interior". Sin dar lugar a la multitudinaria marcha del jueves pasado frente al ministerio de Defensa donde Abuelas y Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora, entre otras organizaciones políticas y de Derechos Humanos, repudiaron la decisión de Macri de lanzar las FFAA en seguridad interior, el presidente defendió el "nuevo rol de las Fuerzas Armadas".

Para Macri, las Fuerzas Armadas "ayudarán a cuidar las fronteras y darán apoyo logístico a las fuerzas de seguridad interior". Además, amplió las fronteras del accionar militar y celebró que "los 70 mil hombres y mujeres de las Fuerzas Armadas están comprometidos, con ganas de ser parte, de darnos tranquilidad, de darnos seguridad".   

El presidente Mauricio Macri junto al gobernador Juan Schiaretti.
El presidente Mauricio Macri junto al gobernador Juan Schiaretti.

A su vez, reiteró su advertencia acerca de "las amenazas globales del Siglo XXI", hizo referencia a los ciberataques, al narcotráfico y se pegó a la doctrina de las "nuevas amenazas" de Estados Unidos, entre las que destacó al terrorismo, "del cual los argentinos fuimos víctimas", en referencia a los atentados de la Embajada de Israel en 1992, y el posterior ataque a sede de la AMIA de 1994, todavía hoy impunes. 

Acompañado por el gobernador Juan Schiaretti,  Macri señaló que los otros candidatos de la campaña presidencial 2015 "propusieron exactamente lo mismo", en referencia a Daniel Scioli y a Sergio Massa: "Hace dos años y medio, los candidatos con quienes competí propusieron exactamente lo mismo", afirmó.