Para la periodista macrista Viviana Canosa vale todo por un punto de raiting. O así parece, al menos. Ahora, difundió una fake news en su programa de televisión sobre aborto: una entrevistada aseguró que los fetos se usan para crear vacunas. Verguenza. 

El pasado 7 de diciembre, Canosa llevó a su programa a la supuesta médica Chinda Brandolino para que divulgara mentiras sobre la salud pública. “Los fetos abortados se utilizan para elaborar las vacunas triples virales”, mintió la profesional. “Las vacunas producen autismo en los niños y niñas”, insistió Brandolino sobre uno de los tópicos habituales del movimiento antivacuna. 

De esta manera, Canosa mezcló dos de sus ambiciones: la militancia anti-aborto y anti-vacuna. 

En las redes sociales, Guadalupe Nogués, doctora en Ciencias Biológicas por la Universidad de Buenos Aires (UBA), explicó: "Una línea celular humana se originó con células humanas en algún momento, pero las células de una línea celular que se usan hoy en un laboratorio son hijas de otras que estuvieron en un laboratorio. O sea que no se usan ‘fetos’ para hacer estas vacunas, sino líneas celulares que sí provinieron una vez de un feto”, describió.