Mientras se debate sobre el retorno a las clases presenciales en la Ciudad de Buenos Aires, se conoció que la ministra de Educación porteña, Soledad Acuña, ajustó sobre las inversiones en infraestructura edilicia, clave para pensar en un regreso seguro desde el punto de vista sanitario. 

Según informó Tiempo Argentino, Acuña decidió retirar fondos que ya estaban asignados para construir o mejorar escuelas. Por ejemplo, anuló una partida de 20,5 millones de pesos designados para trabajos de instalación eléctrica en la Escuela Nº33 D.E. 18, de Álvarez Jonte 5075; y para obras de restauración, interior y reparación de carpinterías de la Escuela Nº1 D.E. 16 “Delfín Gallo”, ubicada en Fernández de Enciso 4451; publicados en las resoluciones 337 y 338 respectivamente.

La tercera ocurrió el 24 de noviembre, cuando Soledad Acuña desafectó $ 214 millones destinados a la construcción de la Escuela Primaria de Creación “Estación Buenos Aires”, ubicada en el Distrito Escolar N° 5, sobre la calle Suárez esquina Monasterio, una escuela que aparece en la lista de edificios construidos por el gobierno de la Ciudad pero que al igual que al resto, nunca se construyó.

El ajuste llega a los 400 millones de pesos y se suma a otros recortes que Educación viene haciendo desde fines del año pasado. Así las cosas, la educación pública en CABA tiene el presupuesto más bajo en los últimos 10 años. El macrismo gobierna hace 12...