El ex secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno, analizó la candidatura de Javier Milei en la Ciudad de Buenos Aires, y sorprendió con algunas reflexiones. "Va a crecer y se va a hacer peronista". 

En diálogo con Cara o Cruz por La Once Diez, Moreno aseguró que valora el "esquema de rebelión" que impulsa el candidato de La Libertad Avanza, Javier Milei, y aseveró que la palabra libertad en boca del economista dice mucho. “Milei está enamorado del amor, de un modelo. Después va a crecer y cuando siga enamorado del amor y siga enamorado de la patria, se va a hacer peronista y no va a querer ponerle una bomba al Banco Central”, empezó diciendo Moreno.

A su vez, consideró que no es seria la propuesta de "poner una bomba en el Banco Central", una de las consignas que el candidato libertario vociferó en varios medios de comunicación y en sus actos en las plazas frente a su público. “Si termina siendo peronista, todas esas cosas que piensa, crece y las deja de pensar”, analizó Moreno. 

Además, volvió a hacerle una recomendación a Milei en cuanto a su defensa de la libertad, uno de los discursos más reconocidos del repertorio del economista que le rindió frutos en las PASO de septiembre y lo catapultó como tercera fuerza en suelo porteño.

“En mi época, los liberales eran funcionarios de las dictaduras. Alsogaray había sido funcionario de las dictaduras. La palabra libertad en boca de Alsogaray no significaba nada. La palabra libertad en boca de Milei dice mucho. ¿Qué le digo yo a Milei? Si vos de verdad querés la libertad y de verdad amás a la patria, terminás siendo peronista, porque los que defendíamos la libertad éramos nosotros, mientras Alsogaray era funcionario de las dictaduras”, sostuvo Moreno.

De hecho, el propio Milei trabajó con el hijo del genocida Domingo Bussi y va acompañado con una defensora de la dictadura. Los liberales más locos del mundo.