Cinco abogados denunciaron penalmente al camarista federal Mariano Llorens por haberse reunido, también él, en secreto en dos oportunidades con el ex presidente Mauricio Macri durante su gobierno. No es la primera vez que ocurre: hay sospechas sobre el desarrollo de una mesa judicial macrista que incluiría también a jueces. Gravísimo. 

Los denunciantes, Héctor Jorge Rodríguez, Andrés Albor, José Ubeira, Rafael Resnick Brenner y Jorge Chueco, trazaron una línea de tiempo entre esas reuniones y decisiones judiciales que suscribió Llorens, todas favorables al gobierno de entonces o contrarias a la entonces senadora Cristina Fernández de Kirchner o ex funcionarios de su presidencia. La denuncia quedó radicada ante el juzgado federal a cargo del juez Sebastián Casanello.

Llorens, según la denuncia, “se reunió con el Ex Presidente de la Nación, en al menos dos ocasiones, siendo la primera el 17 de diciembre de 2018 -en la Casa Rosada- y el 6 de septiembre de 2019 -en la Quinta de Olivos”. Ello –consideraron los denunciantes- significó “una grave trasgresión al reglamento para la justicia nacional, en cuanto a que los jueces no están autorizados a tener relación con el Presidente de la Nación de esa manera y menos en secreto”.

“Queda palmario que la reunión no fue por un partido de bridge, pero tampoco lo fue por una cuestión de sus funciones, como Llorens insertara en su informe”, en el que rechazó una recusación en su contra, en el marco de la investigación por espionaje ilegal durante el gobierno de Cambiemos.

“Se advierte un patrón que se repite no solo con el Juez Llorens, sino también con otros Jueces y Fiscales, quienes luego de reunirse con Macri o con integrantes de la “Mesa Judicial M”, se pronunciaron en diversos expedientes agravando las situaciones procesales de opositores o bien alivianando la situación procesal de los funcionarios de aquel Gobierno, amigos y/o familiares”, añade la presentación.

Los denunciantes recordaron que Llorens fue designado camarista federal el 8 de junio de 2018 “y que para su nombramiento contó con el apoyo de German Garavano -Ex Ministro de Justicia-, Santiago Otamendi -Ex Secretario de Justicia-, Juan Bautista Mahiques -Ex representante del Poder Ejecutivo en el Consejo de la Magistratura-, José Torello -Ex Jefe de Asesores de Mauricio Macri-, Pablo Clusellas -Ex Secretario de Legal y Técnica-, Daniel Angelici, operador judicial de Macri”.

Sobre la primera visita, registrada en los libros de acceso y egreso de las sedes gubernamentales, los denunciantes advirtieron que “a tan solo seis meses de su nombramiento, Llorens concurrió a la Casa Rosada donde se reunió durante aproximadamente cinco horas con algunos de sus padres políticos”.

Sobre la segunda visita, subrayaron que “nueve meses después, fue a visitar a Mauricio Macri, directamente a la Quinta de Olivos. Ocurrió semanas después de las PASO de Agosto de 2019 donde Mauricio Macri había perdido por una amplia diferencia contra la fórmula de Alberto Fernández/Cristina Fernández de Kirchner, y comenzaban a preocuparle tanto las causas judiciales que tenía su contra, al igual que aquellas que tenían como imputados a sus funcionarios, amigos o familiares”.