Debería ser un escándalo fenomenal. El actual presidente de la Cámara Federal de Casación Penal, Gustavo Hornos, visitó Casa Rosada al menos 5 veces. Una de ellas, dos días antes de fallar contra Cristina Fernández de Kirchner. ¿Casualidad?

En pleno macrismo, dos días después de ingresar al despacho presidencial, el camarista Hornos ratificó el procesamiento de Cristina Fernández de Kirchner en la causa Obra Pública de Santa Cruz, un caso emblemático de Lawfare. También mantuvo el embargo de 10.000 millones de pesos en su contra.

El ingreso de Hornos a la Casa Rosada fue el 31 de octubre de 2017. El fallo es del 2 de noviembre siguiente. Pero aquel no fue el primer ingreso del actual presidente de la Cámara Federal de Casación Penal a la secretaría privada de Casa de Gobierno. Tampoco el último. Figuran, al menos, otras cinco entradas. Las fuentes de tribunales consultadas para esta nota ratificaron que no es nada habitual que se realicen esas visitas.

Así lo señaló en redes sociales el diputado nacional Martín Soria. "¿Se imaginan a un juez reunido con @alferdez en @CasaRosada antes de dictar un procesamiento contra #Macri? ¿Sería un escándalo, no? Pero el juez Gustavo Hornos (Casación Penal) visitó a Macri antes de procesar a @CFKArgentina y nadie se enteró. #MacriAlHornos #LawfareAlPalo”, tuiteó.

Soria es denunciante en la causa de la Mesa judicial Pro, sobre la cual ya nadie duda de su existencia. Hasta fue ratificada sin querer por Elisa Carrió en declaraciones a la prensa. Ahora solo falta que la justicia investigue.