A semanas de la masacre de San Miguel del Monte donde la policía bonaerense disparó violentamente contra un auto, que dio como resultado la muerte de Camila López (13), Danilo Sansone (13), Carlos Aníbal Suárez (22) y Gonzalo Domínguez (14), ahora un nuevo episodio volvió a sacudir a un barrio del conurbano.

Según trascendió en redes, tras un episodio delictivo cuya denuncia habría sido realizada desde afuera del barrio, la Policía Bonaerense ingresó este miércoles al barrio en busca de un presunto ladrón oculto en la zona.

Lo cierto es que un nutrido grupo de policías ingresó entre las casas de los vecinos y desató una feroz balacera en medio de las calles, a plena luz del día, cuando hombres mujeres y chicos se encontraban alrededor.

Las imágenes no tardaron en hacerse virales en las redes sociales, donde vecinos, organizaciones sociales y referentes políticos comenzaron a repudiar el arriesgado manejo de la situación por parte de la fuerza de seguridad, en una de las zonas más humildes de General Pacheco, en las afueras de Tigre.

 

 

A los pocos minutos, se divulgaron imágenes de personas heridas en las piernas, brazos y la cabeza, como producto de balazos de goma. La gente del barrio además denunció que, a medida que disparaban, varios efectivos recogían y escondían los mismos casquillos de bala.