Todo comenzó cuando discutían sobre el ajuste que debería hacer la política y Diego Brancatelli le recordó a Reato que su esposa también había sido funcionaria en referencia a María Pía Moreira, quien se desempeñaba como Directora Nacional de Acción Federal en la órbita del Ministerio de Cultura. Reato aclaró que ella había renunciado y devolvió con un golpe bajo diciendo lo que cobra Brancatelli como Coordinador Ejecutivo de Secretaría en la órbita de la Secretaría General de la Municipalidad de Pilar.

Hasta el productor del ciclo dijo "qué desagradable", cosa que no se escuchó al aire pero de la que Ceferino se hizo cargo. Pero redobló la apuesta asegurando que Diego no tiene el "culo limpio".

Diego se sacó y lo invitó a dirimir el asunto afuera, aunque después aclaró que era fuera del aire y cerró diciendo que le parecía un maleducado.

Fuente: Info135