Mirtha Legrand ya tiene fecha de regreso y, mientras descansa en verano, ya piensa en cómo remontar el rating en 2020. Es así que planea invitar al presidente Alberto Fernández para su primer almuerzo, previsto para el 7 de marzo.

La protagonista de los almuerzos más famosos del país dejó esa posibilidad picando en el aire en una entrevista donde aseguró: “A Alberto lo invitaría; a Cristina no sé”. Cambió así radicalmente de opinión desde las PASO a ahora, ya que cuando pensaba que Macri tenía chances, decía que ni loca invitaba a Fernández.

“Lo voy a pensar ahora, mientras estoy en Mar del Plata. Depende de mí, no depende de nadie”, aclaró Legrand. Y agregó: “No quiero hacer tanta política tampoco, quiero hacerlo un poquito más artístico, más actual, con la cotidianidad de todo lo que ocurre en la Argentina en el día a día. Pero tanta política, no”.

En ese sentido, hizo un breve análisis sobre el primer mes de gobierno de Alberto Fernández y sus perspectivas para el futuro a corto plazo: “Es muy pronto para hacer un examen de lo que está pasando. Pero creo que se están ubicando, tratando de hacer las cosas bien. Me gusta el hecho de que se acuerden de los pobres y que traten de ayudar al máximo. La cosa se les presentó más difícil de lo que pensaban. Pero seamos optimistas, tratemos de salir adelante y que se acabe esta grieta odiosa y antipática”.

Fuente: Crónica, Infobae