La Justicia confirmó una condena al Estado por no haber dados razones públicas para la suspensión de la vacuna antimeningocócica en agosto de 2018 y ordenó hacer hacer pública toda la información relativa a esa medida que afectó a 750 mil chicos de 11 años.

La medida fue tomada por la Cámara de Apelaciones en lo Contencioso Administrativo Federal, que confirmó una sentencia de primera instancia a raíz de un planteo realizado por la Asociación Civil por la Igualdad y la Justicia (ACIJ).

De esta manera, se sancionó al estado nacional por una insólita medida del gobierno de Mauricio Macri. Durante 2018, bajo la gestión de Adolfo Rubinstein, la gestión de Cambiemos dejó a casi un millón de chicos sin vacuna contra la meningitis. Además, no explicó por qué tomo esa grave decisión sanitaria. 

“Las decisiones relativas a cambios en la población que se propuso vacunar, así como las demoras en la entrega de las dosis correspondientes que tuvieron lugar en los últimos años son circunstancias relevantes de la política general de inmunización de la población, sobre las que la ciudadanía tiene derecho a conocer sus alcances y motivos, dado que pueden implicar restricciones en el derecho a la salud, impactando en muchos casos en los grupos más vulnerables”, dice el fallo.

Y señaló que “las políticas de austeridad nunca deben evadir las explicaciones e informaciones públicas que sustentan decisiones que pueden implicar retrocesos en la garantía de derechos”.

En ese contexto, “es necesario que el Estado Nacional informe acabadamente a la sociedad respecto de la situación de la política de inmunización, cumpliendo las decisiones judiciales y, en particular, las de la Agencia de Acceso a la Información pública creada por la ley 27.2752”.