Sin quererlo, el macrismo reconoció que no es tan buena la estrategia sanitaria chilena como solían decir hasta hace unos días. Ocurre que la dirigencia de Juntos por el Cambio y los grandes medios salieron a mentir con que la vacuna china "es muy poco efectiva si se da solo una dosis". Por supuesto, buscaban criticar al gobierno argentino pero mintieron. 

En el país, se aplica la Sinopharm, que tiene una eficacia del 79,34% con una dosis. Mientras, la Sinovac, también china, cuenta con una protección del 3% con la primera dosis, y alcanza al 56,5%, tras la segunda aplicación. Esa vacuna se aplica en Chile, hasta ayer el modelo de la oposición. 

El país vecino logró comprar y adquirir muy rápido millones de vacunas Sinovac, que todavía no cuenta con todos los estudios correspondientes. Sin embargo, esa compra masiva les permitió vacunar rápido con una dosis a una buena parte de la población. 

Si embargo, la baja efectividad hizo que Chile no pudiera evitar la segunda ola, que colapsó al sistema sanitario. Habrá que ver si la Sinovac sí logra bajar la mortalidad, lo que también sería una gran noticia. 

Por su parte, el macrismo buscó ensuciar al gobierno nacional, como hace desde que comenzó la pandemia, aunque los argumentos incluyan fake news. Todo vale para Juntos por el Cambio al momento de buscar sumar un voto más. Pero esta vez, el tiro golpeó en un aliado de la oposición.