Luis María Blaquier, ex funcionario de ANSES bajo la gestión de Mauricio Macri y sobrino del empresario homónimo procesado por delitos durante la dictadura, ofició de fiscal para Juntos por el Cambio en las PASO del 11 de agosto y terminó detenido por destruir el telegrama oficial con los resultados.

Según información que reveló el portal Política Argentina, Blaquier, quien es ex titular del Fondo de Garantía de Sustentabilidad -luego pasó a un cargo de menor jerarquía- y sobrino de Carlos Pedro Blaquier el dueño del Ingenio Ledesma que fuera procesado en causas por complicidad en secuestros ocurridos durante la última dictadura, fue fiscal en la mesa 238 de la escuela secundaria N°1, en el distrito bonaerense de José C. Paz.

Según el acta policial de detención que labró las fuerzas de seguridad que detuvieron a Blaquier, este habría arrancado el telegrama oficial de las manos al presidente de mesa para luego, como reconoció el propio acusado, romperlo en pedazos.

Como si esto fuera poco, al ser consultado sobre su ocupación el ex ANSES que también está siendo investigado por corrupción, dijo ser “docente” ante el resto de los fiscales. Además, declaró que rompió en pedazos el telegrama oficial de su mesa, porque “imaginó" que lo que tenía en sus manos no era el telegrama oficial sino una "copia suya", y como los integrantes de la mesa le reclamaban que lo entregara, "terminó rompiéndolo".

Ante lo ocurrido, intervino el juzgado electoral de La Plata a cargo del juez amarillo Adolfo Gabino Ziulu, que "avaló lo actuado" ante "la infracción al código electoral" y por eso Blaquier fue demorado.

Cabe recordar que Luis María Blaquier fue funcionario del Fondo de Garantía de Sustentabilidad, el organismo dependiente de ANSES que se encarga de administrar los ahorros de los jubilados, fue uno de los hombres de la gestión de Macri que firmó el cuestionado Memorándum con Qatar.

Por lo actuado frente al FGS, Blaquier es investigado junto al ex secretario de Finanzas, Luis "Toto" Caputo y el empresario Blaquier, por la existencia de posibles incompatibilidades. Ambos pertenecen al órgano directivo del FGS y a la vez figuran vinculados a empresas y fondos de inversión que intervinieron en diversas operaciones que podrían haber perjudicado al Estado.

Entre las firmas beneficiarias aparecen Cablevisión, Arcor, Pampa Energía y un grupo de fondos como Axis Ahorro Plus. Algunos aspectos de estos planteos ya habían sido judicializados, con denuncias incluso contra el titular de la Anses, Emilio Basabilvaso.