El ministro de Educación, Nicolás Trotta, calificó de "inaudito" al fallo del Tribunal Superior de Justicia (TSJ) de la Ciudad de Buenos Aires que consideró que el Gobierno porteño no está obligado a garantizar vacantes en las salas de 2 y 3 años de los establecimientos educativos de gestión pública y que las disponibles deben asignarse con prioridad a las familias en condiciones vulnerables.

En su cuenta de Twitter, el funcionario criticó a los jueces que "en vez de interpelar al Gobierno de la Ciudad en la priorización de la inversión educativa, tomen una posición en contra de la defensa de la educación de los niños y niñas".

En una serie de posteos, el ministro advirtió que "arbitrar los mecanismos y los medios necesarios para que las niñas y niños de CABA puedan acceder a las vacantes en los jardines de infantes, es responsabilidad del Gobierno de la Ciudad".

"La educación, desde temprana edad, genera mayores oportunidades de desarrollo. Consideramos fundamental la inversión en educación para cubrir las necesidades de todas las familias", completó Trotta.

Fuente: Télam