Según una denuncia judicial, el titular de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), Gustavo Arribas, habría utilizado documentación falsa para justificar la polémica transferencia que el condenado por el Lava Jato, Leonardo Meirelles, le transfirió a una cuenta suya en Suiza.

Así se desprende de la denuncia penal que el Senador Fernando “Pino” Solanas y su asesor Alejandro Olmos Gaona van a presentar contra el jefe de los espías en los Tribunales Federales.

El cuestionado documento es una fotocopia del recibo que Arribas presentó para justificar la transferencia sospechosa. En el papel, fechado recién el 17 de enero de 2017, Atila Reys Silva, un colaborador de Meirelles, confirma haber concretado con Arribas una operación por 70.500 dólares el 26 de septiembre de 2013 por la venta de unos muebles de un departamento de San Pablo.

El caso generó un escándalo porque la Justicia decidió no investigar al íntimo amigo del presidente Mauricio Macri, a pesar de que un arrepentido lo nombró en su declaración. Según Meirelles, le transfirió plata para el pago de una coima. Arribas reconoció el monto pero dijo que se trató la venta de un inmueble. La Justicia nunca quiso investigar. ¿Cambiará la historia ahora?