Este domingo el avión de la low cost Fly Bondi correspondiente al vuelo FO 5433 golpeó con su parte trasera la pista del Aeropuerto Internacional de Puerto Iguazú antes de despegar. En consecuencia el piloto decidió cancelar el vuelo que tenía como destino la provincia de Córdoba. .

La información  transcendió primero a través de twitter luego de que un pasajero que no habría podido viajar por el desperfecto subiera una foto del estado de la aeronave, que luego se viralizó.

Según informó la empresa a través de un comunicado, aún están tratando de determinar el origen de la falla que por suerte, no dejó víctimas ni heridos sino daños en la cola de la nave y el tren de aterrizaje.

Las primeras versiones hablan de un supuesto 'desbalanceo' producto de un error en la carga de la bodega. No es la primera vez que esta línea presenta inconvenientes: la semana pasada hubo cerca de 15 cancelaciones y 8 reprogramaciones.