Se trata de un joven de Mendoza que evadió el aislamiento para verse con amigos e hizo una maniobra imprudente con el auto. Pagó la fianza y salió libre.

Diego Lautaro Tello, de 18 años, se escapó del aislamiento social, preventivo y obligatorio por el coronavirus para juntarse con amigos y provocó un accidente en el cual murieron dos personas. Sin embargo, quedó libre tras pagar una fianza de 700 mil pesos.

Este martes, la Fiscalía de Tránsito del departamento de San Martín, Mendoza, le otorgó la libertad Tello, quien es hijo de un empresario gastronómico y avícola. Mientras tanto, las víctimas fueron identificadas como Mario Vilche, de 50 años, y Desiderio Zamba Domínguez, de 74.

Tello había sido imputado por la fiscal Griselda Digier por “homicidio culposo doblemente agravado por la conducción imprudente y antirreglamentaria de un vehículo”, un delito de hasta los 6 años de cárcel. Además lo acusaron de violar el aislamiento por el coronavirus sin justificación.

El siniestro ocurrió el sábado en Mendoza, cerca de las 19, cuando Tello viajaba de vuelta con sus amigos en su Volkswagen Gol Power rojo por la ruta 50, en dirección al oeste. El joven intentó sobrepasar a un Citroën C3, que transitaba por la misma mano, pero se encontró de frente con una moto Honda 150cc, que de desplazaba en sentido contrario en la que viajaban las dos víctimas fatales.

Entonces, Tello quiso volverse a la mano por la que iba, pero en la desesperación chocó con el Citroën, que dio un vuelco. Acto seguido, el VW colisionó de frente la moto en la que iban Vilche y Domínguez.

Tras el siniestro, se le dio aviso a la línea de emergencias 911, por lo que personal policial y del Servicio de Emergencias Coordinadas (SEC) se desplazaron a la escena. Allí, los médicos constataron la muerte de los dos motociclistas.

Por su parte, tanto Tello como el conductor del Citroën sufrieron algunas escoriaciones y se les realizaron curaciones en el lugar. El test de alcoholemia indicó que tenía 0,35 gramos de alcohol por litro de sangre, de modo que no violó el límite establecido por la ley de Tránsito.

Sin embargo, lo imputaron por homicidio culposo agravado por la conducción imprudente y antirreglamentaria de un vehículo y por infracción del artículo 205 del Código Penal.

Tras pagar la fianza, Tello deberá fijar un domicilio, no salir de Mendoza ni del país, ponerse a disposición del proceso cada vez que se lo solicite y firmar en una sede judicial cada 15 días, cuando se levante el aislamiento por el coronavirus.

Fuente: Minuto Uno