Lo peor ya pasó, solía repetir Casa Rosada hasta mayo. Después de la crisis del dólar, todo parece ser distinto. La realidad muestra una situación bien diferente al relato macrista. Un nuevo caso testigo es el de la empresa Carsa SA, una de las socias de la cadena de electrodomésticos Musimundo. 

La empresa entró en concurso de acreedores y sumó inestabilidad a miles de empleados. Ocurre que Musimundo tiene 5000 trabajadores en más de 250 sucursales en todo el país. ¿Qué pasará con ellos? Por ahora el otro dueño de la cadena, Megatone, no dice nada. 

La situación de Musimundo viene complicada desde 2016, debido a las caídas en las ventas. Durante este año, la cadena cerró 10 sucursuales en Capital y en diferentes puntos del país. Por el momento, el cierre alcanzó a un porcentaje menor: todavía quedan en pie 250 sucursales. 

Sin embargo, todavía no se conoce la opinión de Megatone, que quedó a cargo de la emblemática cadena. La empresa cuenta con 5000 trabajadores en todo el país. En el comunicado que anunció el concurso de acreedores, Carsa SA aseguró: "Esta decisión contribuirá a garantizar la continuidad de la operatoria comercial de la compañía y las fuentes de trabajo de nuestros más de 2000 colaboradores". El mensaje trajo más incertidumbre: ¿Por qué habló de 2000 empleados y no de 5000?