Finalmente, el gobierno de María Eugenia Vidal convocó a los gremios docentes para el lunes 23 de julio a las 15 en el Ministerio de Economía, en La Plata. La convocatoria llegó justo un día después del fallo de la Justicia que ordenaba a la administración bonaerense reactivar la paritaria docente en un plazo máximo de cinco días. Si el gobierno no cumplía con esta medida, se le aplicarían multas

Tras más de 80 días sin reuniones, el nuevo encuentro paritario buscará desactivar el paro que el Frente de Unidad Docente Bonaerense (FUDB) ya tiene decidido para después de las vacaciones de invierno, que comienzan este lunes. La última mesa técnica salarial data del 20 de abril. Ese día el gobierno de Vidal se movió del esquema de 15 por ciento de recomposición en tres cuotas -con incentivos se calculaba que la oferta llegaba al 18 por ciento en el salario promedio-, y planteó un 10 por ciento de recomposición hasta junio. Al igual que las veces anteriores, la propuesta fue rechazada por los gremios, al considerarla insuficiente en comparación con las proyecciones de la inflación.

El FUDB -compuesto por los sindicatos SUTEBA, FEB, UDOCBA, AMET y SADOP- realizó hoy plenarios de secretarios generales. A las 18, en conjunto, darán una conferencia de prensa. Allí anunciarán que, en caso de no llegar a un acuerdo, realizarán una huelga una vez que termine el receso invernal. La posible medida de fuerza para el 30 de julio se podría extender incluso por 72 horas.