Tras una larga jornada de negociaciones, que incluyó la presencia del Jefe de Gabinete bonaerense, Carlos Bianco, el Ministro de Hacienda, Pablo López y el titular de ARBA, Cristian Girard, el oficialismo no llegó a un acuerdo con la oposición y se postergó para este viernes el tratamiento de la Ley Impositiva 2020.

Alrededor de las 23 horas de este jueves, los senadores bajaron al recinto para solicitar un cuarto intermedio y finalmente no hubo sesión. Acorde a fuentes legislativas, el debate seguiría este viernes o el lunes de la semana que viene.

“No sabemos si porque la anterior gobernadora viajó y no quedó nadie para tomar las decisiones, pero realmente vinieron los ministros a dar los informes ante la oposición, estuvimos todo el día dispuestos y no hemos encontrado un acuerdo. Necesitamos que esta ley salga, que no es un impuestazo bajo ningún punto de vista como se ha querido instalar” sostuvo al final de la jornada la vicegobernadora, Verónica Magario.

En materia de inmobiliario urbano, el proyecto propone un esquema de topes segmentados según el valor de las propiedades. Para las de menor valor el aumento será del 15%, mientras que para las de mayor valor fiscal la variación anual será de hasta el 75%.

Según los datos que maneja el gobierno bonaerense, el 86% de las propiedades (3.843.187) recibirá un incremento menor a $3.500 durante todo el año que viene, pagaderos en cinco cuotas.

En el inmobiliario rural, también se fija una escala progresiva por valuación fiscal, que parte de un 15% para las propiedades de menor valor y llega hasta un 75% de aumento para los campos más grandes, que representa solamente un 7 por ciento. Un senador del oficialismo ironizó: “la suba en los campos de más de 2 mil hectáreas afecta directamente a varios legisladores de Cambiemos”.

“El criterio del gobernador es progresivo, para que la mayor capacidad contributiva tenga que ver con aquellos sectores que tienen mayor poder adquisitivo, teniendo en cuenta a los sectores más vulnerables, con aumentos inferiores a lo que ha sido la pauta inflacionaria. La actualización va en función de las consecuencias nefastas del proceso inflacionario” sostuvo el senador del Frente de Todos, Marcelo Feliu.

Cabe recordar que el bloque de Juntos por el Cambio tiene mayoría en el Senado con sus 26 integrantes frente a los 20 del Frente de Todos. La presión de los medios nacionales, que hablaron de un “impuestazo”, estuvo en consonancia con la negativa de la oposición a debatir el proyecto.

Aunque la bancada de Cambiemos no lo haga público, el acompañamiento a la Ley Impositiva está atado a la designación de cargos en organismos como el Banco Provincia. El bloque de Vidal pretende quedarse con tres de los cuatro lugares que hay en su Directorio, como también en el OCEBA y la Defensoría del Pueblo.