Las cifras en la provincia de Buenos Aires mostraron un fuerte acercamiento del Frente de Todos contra Juntos por el Cambio. En las elecciones estos números se vieron a partir del fuerte crecimiento del oficialismo nacional en los municipios del Gran Buenos Aires. Uno de ellos fue el distrito de Mayra Mendoza, ya que en Quilmes se dio vuelta el resultado con respecto a las PASO. Impresionante. 

Sin dduas, Quilmes fue una de las grandes sorpresas, ya que logró revertir la derrota en las pasó y le sacó casi dos mil votos al macrismo. De esta forma, ganó la candidata a concejal Cecilia Soler y quedó con la mayoría dentro del concejo deliberante a raíz de su buena elección. 

Desde el bunker del FDT en Quilmes Oeste y frente a cientos de militantes que se congregaron en el lugar para celebrar el triunfo, la Intendenta sostuvo: “Teníamos que construir una victoria y lo logramos, ganamos compañeros y compañeras. Logramos revertir esta elección, si el peronismo se mantiene unido, si la militancia deja todo como lo dejamos en esta elección, la derecha no vuelve nunca más”, aseguró Mendoza. 

Se trata de la segunda derrota consecutiva del macrismo y del jefe político del espacio en el municipio: Martiniano Molina. El cocinero y empleado de la Ciudad de Buenos Aires (nadie sabe a qué se dedica) volvió a perder como en 2019. ¿Fin de época para él?