Malas noticias para los bonaerenses: durante 2019, la principal provincia del país deberá enfrentar vencimientos de deuda por 80 mil millones de pesos, que podrían ser más porque en parte se trata de deuda tomada en dólares. La gobernadora María Eugenia Vidal se enfrenta a una encrucijada que ella diseñó, porque los intereses a pagar tienen que ver con préstamos que la propia gobernadora tomó. 

En solo tres años de gestión, Vidal tomó deuda por 400 mil millones de pesos. Es una cifra récord a nivel mundial, si se tiene en cuenta la población de Buenos Aires. Según información oficial, el stock de deuda pública ascendía a 9.599 millones de dólares y 66.945 millones de pesos.

De acuerdo a un centro de estudio de CTA, la gobernadora Vidal duplicó la deuda que Buenos Aires tenía a diciembre de 2015. Esa situación va a contramano con el discurso oficial de que "encontramos una provincia quebrada". En realidad, Buenos Aires quedará en 2019 en una situación financiera más complicada que la heredada por Vidal. 

"De los $14.304 de deuda pública por cada bonaerense, $7.448 se generaron en la mitad del mandato de la gobernadora María Eugenia Vidal", describió la CTA.