La entidad rural reiteró su malestar con el Gobierno bonaerense y definirá acciones de protesta para rechazar el incremento del 50% promedio en el impuesto inmobiliario, que se aprobó recientemente.

La Mesa Ejecutiva de la Confederación de Asociaciones Rurales de Buenos Aires y La Pampa (Carbap) se reunió en Trenque Lauquen, donde volvió a manifestar su descontento con las subas impositivas aprobadas hace dos semanas en la Legislatura a instancias de la gobernadora María Eugenia Vidal.

El titular de Carbap, Matías De Velazco, dijo a la agencia DIB que “la gente está muy molesta con el tema”, al tiempo que pidió establecer “nuevos interlocutores” por parte del Gobierno “para que la Provincia defina cuál es el rol que le dará al campo”.

En este clima de malestar, la comisión de Acción Gremial de la entidad se reunirá este jueves, y tendrá como tema excluyente las posibles líneas de acción a determinar para buscar cambios en el esquema impositivo.

Carbap está furiosa por el incremento del 50% promedio en el impuesto inmobiliario rural. A esto se suma el rechazo a los aumentos que se vienen dando en las tasas viales, en torno a un 40%.