El martes, Macri consideró que “no fue buena para el país ni para el turismo” la política de feriados largos, por lo que no descartó cambios en esa materia en caso de llegar a la Casa Rosada: “Iremos viendo qué vamos a hacer”.

Las frases del candidato de Cambiemos despertaron múltiples rechazos por atentar contra el desarrollo del turismo y afectar los peustos de trabajo de la actividad.

Hoy fue intendente del Partido de La Costa, Juan Pablo De Jesús, quien rechazó la decisión de revisar la política de feriados tras asegurar que el ordenamiento actual "generó crecimiento turístico". De Jesús detalló que su distrito "creció en más de un millón y medio de turistas en temporada baja”.

"Esta situación (la propuesta de Macri) generó preocupación y muestra desconocimiento” de lo que significa "la industria del turismo como generación de empleo”, afirmó en declaraciones a Radio Provincia de Buenos Aires.

El Partido de La Costa “creció en más de un millón y medio de turistas en temporada baja, lo que permitió que pasemos de 3.500 comercios abiertos todo el año a 6.700 que tenemos hoy”, contó

Por las críticas, el ministro de Cultura de la ciudad de Buenos Aires, Hernán Lombardi, tuvo que salir hoy públicamente a desdecir a su referente. Según Lombardi para Cambiemos el turismo “es prioridad”, y rectificó los dichos de Macri asegurando que mantendrá el “corrimiento de feriados” si es electo presidente el próximo domingo.

En ese sentido, desmintió que el candidato opositor haya propuesto reducir las jornadas no laborables, y sostuvo que lo que hay que discutir es qué fechas se deben celebrar y conmemorar con feriados, aunque volvió a cuestionar los feriados puente.

“El corrimiento de feriados, que es cuando hay un feriado en una fecha y se corre al viernes o al lunes para hacer un fin de semana largo, eso lo vamos a mantener, no hay ninguna duda. Mauricio se refirió a la cantidad de feriados, que son dos cuestiones distintas”, explicó el funcionario en declaraciones a Radio 10.