El Gobierno de Axel Kicillof analizó a través de un extenso comunicado su posición sobre el paro del gremio CICOP, que aglutina a médicos y enfermeros. "Confiamos en seguir sosteniendo un diálogo propositivo que nos permita seguir fortaleciendo nuestro sistema sanitario en beneficio de los y las bonaerenses", describieron desde la provincia de Buenos Aires. 

En el texto, recordaron todos los hitos de la gestión en torno a la salud público y recordaron la pésima situación que dejó María Eugenia Vidal en el área. "Frente al enorme desafío que planteó la pandemia por Coronavirus, y ante un sistema de salud sumamente debilitado por la gestión anterior, el gobierno provincial decidió reforzar las capacidades del Estado para atender las necesidades de equipamiento e insumos y reconocer la tarea del personal de la salud, declarada esencial en tiempos de emergencia sanitaria. Entre todos y todas, logramos que el sistema sanitario no colapse, salvando miles de vidas", describieron. 

"En tan sólo 7 meses se finalizaron obras en 85 Centros de Atención Primaria de la Salud y en 25 hospitales bonaerenses. Se pusieron en funcionamiento 8 nuevos hospitales y, con la colaboración del gobierno nacional, se incorporaron 9 hospitales modulares para atender la pandemia", insistieron. Además, se elevaron "en un 144% la cantidad de camas de terapia intensiva que pasaron de 883 a 2.154". 

Además, le recordaron al gremio de médicos que la provincia de Buenos Aires incorporó "a planta y se avanzó en la regularización de 12.370 trabajadores y trabajadoras del Estado provincial". "Por primera vez en la historia, la Provincia le ofreció al 100% de residentes la posibilidad de pasar a planta permanente. El 72% aceptó y 1.137 pasan a formar parte de la planta (habitualmente sólo se incorporaba entre el 10 y el 15%). Esa incorporación masiva histórica, implica un proceso administrativo muy arduo por lo que se establecieron mecanismos para que pudieran cobrar lo más rápido posible", aseguraron. 

Desde ambos sectores seguirán negociando luego de la medida de fuerza. Todavía restan detalles para cerrar un acuerdo, en torno al aumento salarial y al descanso de los profesionales de la salud, muy afectados por la estrategia sanitaria contra la pandemia de coronavirus.