Estas cifras se desprenden de un informe realizado por la Contaduría General, donde se muestra que al 30 de septiembre el gobierno bonaerense uso sólo el 67,83% de los recursos disponibles, cuando se estima que para esa altura del año lo utilizado debería haber sido el 75%.

Un informe de la Contaduría General muestra que al 30 de septiembre de 2016 la provincia llevaba gastado $ 237.122.071.688,92 de los $ 349.577.933.384, disponibles para todo el ejercicio. Dicho informe fue publicado por el sitio de noticias Nueva BA, en el mismo se muestra que el gobierno de la provincia ejecutó solo el 67,86 % del total.

Lo esperable para esa altura del año es que se ejecute el 75 por ciento. El atraso en la ejecución presupuestaría queda demostrada con la obra pública. Del total del Presupuesto asignado para el Ministerio de Infraestructura, sólo se ejecutó el 36 por ciento.

De los más de 1.500 millones que Edgardo Cenzón tenía a su disposición, gastó apenas 559 millones de pesos. Mientras que el Ministerio de Seguridad, que conduce Cristian Ritondo, registró una ejecución de los gastos “ejemplar”. De los 37.248.949.858 pesos de crédito para 2016, gastó 28.026.879.876 pesos, es decir, el 75,24%.

Fuente: Nueva BA