En conferencia de prensa, el Jefe de Gabinete de la provincia de Buenos Aires, Carlos Bianco, se refirió a la articulación con el gobierno porteño de cara a las definiciones de la continuidad de la cuarentena en el AMBA, cuando el próximo 3 agosto caduque la fase actual.

“Tenemos que ponernos de acuerdo en el camino que tenemos que seguir y teniendo en cuenta lo que está sucediendo en el aglomerado conjunto, que arroja un aumento de casos y un crecimiento rápido en la ocupación sanitaria” expresó Bianco, acompañado del Ministro de Salud, Daniel Gollán, quién volvió a sostener que, si los casos crecen, habrá un endurecimiento del aislamiento.

En esa línea, el Jefe de Gabinete de Kicillof advirtió que “sería un error” definir aperturas o restricciones diferentes respecto a las del gobierno a cargo de Horacio Rodríguez Larreta. En la administración bonaerense, advirtieron que se “atraviesa el peor momento de los contagios” que fueron respaldados con la presentación de números oficiales y placas de proyecciones sanitarias.

Sin embargo, el gobierno de Horacio Rodríguez Larreta hace otra lectura de la crítica situación. Hace unos días, el Jefe de Gabinete porteño, Felipe Miguel, aseguró que “no hay ninguna justificación” para endurecer la cuarentena en la Ciudad. Incluso, la Ciudad ya tiene un esquema de apertura escalonada que incluye “los deportes al aire libre amateur y federados en instituciones, sin áreas comunes”.

Las diferencias entre Provincia y Nación en el diagnóstico del desarrollo de la pandemia en los distritos que componen el AMBA se terminarán de resolver en las reuniones tripartitas (Nación-Provincia-Ciudad) que se realizarán estos días para definir los siguientes pasos a partir del 3 de agosto. Allí, habrá tensiones entre los dos distritos más afectados por el crecimiento de contagios de Covid.