Tras un largo camino por las diferentes comisiones del Senado bonaerense, el proyecto de “Alcohol Cero” al volante impulsado por el legislador de Unidad Ciudadana, Federico Susbielles, tuvo media sanción y seguirá su camino en la Cámara de Diputados.

La mayor modificación en el Código de Transito que introduce el proyecto radica en que los conductores menores de 21 años y aquellos que obtienen por primera vez su carnet de conducir deberán transitar “limpios” de alcohol en sangre.

La iniciativa original de Susbielles alcanzaba a todos los conductores, tal como sucede en las provincias de Neuquén y Córdoba, pero se modificó a lo largo de su paso por las comisiones. Según los legisladores del oficialismo, las razones de los cambios se sustentan en que “las estadísticas marcan que el sector de mayor riesgo son los jóvenes”.

“Estamos hablando de salvar vidas y aunque nuestra propuesta inicial abarcaba a todos, entendemos que el corte de 21 años pedido por Cambiemos es al menos un primer paso, sobre el que podremos volver en el futuro cuando las cifras de accidentes demuestren una baja que es previsible” sostuvo Susbielles.

El proyecto de ley también contempla un aumento en las sanciones a aquellos conductores que superen el nivel de alcohol en sangre permitido por la ley vigente, establecido en 0.5%. Para quienes infrinjan la normativa, habrá una pena de inhabilitación hasta dos años y multas de hasta 86 mil pesos según el nivel de alcoholemia del conductor.

Un aspecto innovador de la norma aprobada radica en la obligatoriedad de realizar un curso de educación vial para aquellos conductores que infrinjan los valores permitidos y su incumplimiento triplicará el valor de las multas.

Por último, el autor de la iniciativa expresó que la ley “no busca mayor punitividad sino que apunta a lograr un cambio cultural, como hace 15 años sucedió con la ley contra el tabaquismo porque hoy vemos que a nadie se le ocurre fumar en un lugar cerrado”.