El gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, ofrecerá a horas de la tarde de este lunes, en la Cámara de Diputados, en La Plata, su intervención de rigor ante la Asamblea Legislativa, y así dejará inaugurado el 148° período parlamentario.

Desde despachos provinciales anticiparon que Kicillof trazará una radiografía sobre una Provincia a la que considera “abandonada por la desidia”, tras los 4 años de mandato de María Eugenia Vidal. Y, desde ese punto, hará eje -dijeron- “en las nuevas decisiones que se tomaron en los primeros 70 días de gobierno, sin descanso”.

“Tenemos otra manera de gobernar: dijimos en campaña y estamos abocados a mostrar que pretendemos ser un gobierno distinto”, enfatizaron.

Como trascendió, el Gobernador fue quien le dio forma al discurso que dará este lunes, mientas que su pareja Soledad Quereilhac aplicó sus conocimientos como doctora en Filosofía y Letras y docente e investigadora del Conicet, consignó el portal Diputados Bonaerenses.

En línea con Alberto Fernández, se prevé que Kicillof de un diagnóstico breve pero contundente de la herencia recibida, en este caso por Vidal. Para ello, se nutrió de las minutas que giraron todos los ministros bonaerenses a la Jefatura de Gabinete, que preside Carlos Bianco.

El énfasis del discurso estará puesto en mostrar el “shock de gestión”, como lo definió en los últimos días el propio Kicillof, que se puso en marcha en sus primeros 81 días de gestión al frente de la Provincia.

El Gobernador hablará de la educación, sus palabras van a coincidir con el arranque de clases en territorio bonaerense luego de cerrar la paritaria docente, y de la seguridad, tema al que le prestarán especial atención los intendentes.

En paralelo, se referirá a la Producción y el Trabajo, dos temas en donde jugó fuerte con los planes para las Pymes articulados por la cartera de Augusto Costa y la Agencia de Recaudación Bonaerense (ARBA).

Kicillof también hablará de la pobreza y la implementación del plan Argentina Contra el Hambre en la provincia, que alcanza a 560 familias de todo el territorio bonaerense, y de la deuda, luego de un turbulento enero en el que definió avanzar en su restructuración.

Asimismo habrá expectativa sobre el tema tarifario, sobre el que ya adelantó una revisión del esquema, los subsidios a las energéticas y al trasporte, que también estuvo en agenda, y la actualización del Fondo del Conurbano.

“Quiere hace mucho énfasis es los logros de los primeros dos meses, porque si bien fue un comienzo accidentado y plagado de dificultades, estamos convencidos de que se hizo mucho”, dijeron en Gobernación.

Al menos hasta anoche, en el entorno de Kicillof no tenían confirmada una potencial asistencia al recinto de Alberto Fernández y/o Cristina de Kirchner, como sí ocurrió cuando asumió el cargo. El Presidente a priori no tiene previsto ser de la partida.