Se empieza a complicar la situación judicial de Juan Ignacio Buzali, el esposo de la diputada bonaerense Carolina Píparo luego de haber atropellado y abandonado a dos personas en La Plata. En el auto iba la legisladora macrista, quien por ahora evitó refirse al pedido de indagatoria de su marido, que está preso. 

El marido de la legisladora fue imputado por la fiscal María Eugenia Di Lorenzo, a cargo de la UFI N° 17 de la capital bonaerense, del delito de homicidio en grado de tentativa y por primera vez deberá responder preguntas acerca de lo ocurrido en la madrugada de Año Nuevo.

Buzali fue detenido ayer por personal del área de investigaciones de la DDI de La Plata en su casa de un country de la zona de City Bell y, de acuerdo con lo que pudo saber Infobae, el hombre de 47 años no opuso ninguna resistencia.

Fue trasladado luego a la sede de la Dirección Departamental de Investigaciones (DDI) de La Plata y revisado en el Cuerpo Médico policial. La calificación del expediente es la misma que había sido pedida por el abogado Martín de Vargas, el letrado que representa a Luis Lavalle (23), particular damnificado en el expediente.

Después de una hiperactividad en redes y medios macristas, Píparo decidió llamarse a silencio luego de conocerse la noticia judicial sobre su marido. Todavía quedan muchas dudas sobre qué pasó esa noche, cuál era el estado de la pareja (¿estaban borrachos, como dijeron dos policías?) y si hubo una actuación irregular de los funcionarios del gobierno de La Plata (también macrista). 

Mientras, la oposición volvió a pedir la renuncia de Píparo a la legislatura bonaerense. Situación que por ahora descartan tanto Píparo como el bloque de Juntos por el Cambio, que cerró filas detrás de la dirigente.