Con un llamativo comunicado, la diputada provincial macrista Carolina Píparo evitó aclarar dudas sobre el hecho que la involucra y apuntó contra el gobernador de la provincia de Buenos Aires Axel Kicillof y el ministro de Seguridad Sergio Berni. “No voy a caer en el facilismo de culpar a la policía: hubo un Estado en su totalidad que no estuvo”, aseguró de modo insólito.

Mientras, la Justicia investiga si la pareja de Píparo, con su ayuda, pisaron a dos personas y las abandonaron en la calle. Esas personas no tuvieron nada que ver con ningún intento de robo, que fue la excusa que hasta ahora pusieron Píparo y su esposo. 

En vez de aclarar dudas, la diputada macrista insistió: “No solo no se liberan la totalidad de mis llamados al 911, sino que entregan solo 2 y casi 72 horas después permitiendo así que se ponga en duda la veracidad de lo que me pasó: un delito violento en manada y de noche”, manifestó Píparo en un comunicado.

Píparo recordó que “cuando en 2010 sufrí la salidera bancaria en la que me dispararon, y por la que una semana después perdí a Isidro, el entonces gobernador y varios de sus ministros con los que yo no simpatizaba en absoluto se pusieron a disposición mía y de la justicia para esclarecer el hecho y acompañar en el proceso. Diez años después cuando vuelvo a ser víctima en la provincia de Buenos Aires el gobernador y sobre todo el ministro de seguridad muestran mezquindad política y personal”

Apuntó contra quienes hacen “politiquería pidiendo mi renuncia”. “Si, esos mismos que hablan de lawfare, del principio de inocencia y que son cultores del garantismo. Me duele.... Me duele esta política miserable de desprecio por el otro. Habla de quien la ejerce, no de mí, ocúpense del delito, que no desaparece ensuciando a quien nada tiene que ocultar”, aseguró. Más allá de las palabras grandilocuentes, Píparo evitó decir qué pasó con las personas atropelladas y si es cierto que fueron abandonadas en la calle.