En el habitual encuentro virtual que el Gobernador Axel Kicillof realiza con los 135 intendentes de La Provincia, antes del anuncio de medidas, la mayoría de los jefes comunales, especialmente los que conducen municipios en el AMBA, propusieron la reducción de la circulación desde las 20 a las 18 horas, según trascendió.  

La idea gira en torno a la reducción de circulación para hacer bajar la curva de contagios en esta segunda ola de coronavirus, que "podría hacer estallar el sistema sanitario", aseguraron, añadiendo que "con el tema de clases, seguir como está en Fase 2, y que en los demás distritos decidan los intendentes".

“Necesitamos reducir la cantidad de contagios, lo que requiere disminuir la circulación y, al mismo tiempo, profundizar los cuidados personales y el cumplimiento de los protocolos” aseguró el Gobernador durante el encuentro.

Y añadió: “hemos hecho un esfuerzo muy grande para ampliar el sistema sanitario, pero hemos visto en otros lugares del mundo que no hay capacidad de respuesta que alcance cuando el aumento de los casos es exponencial”, añadió.

Otro pedido puntual que hicieron los intendentes del Conurbano bonaerense fue sostener la suspensión de las clases presenciales que rige desde hace 15 días, en medio de las tensiones con el Gobierno porteño que parece no ceder a un planteo de esa naturaleza. 

“Las escuelas implican una movilidad muy grande, bajar la circulación implica bajar los contactos y los contagios. Hoy tenemos una urgencia: hay que liberar camas en los hospitales”, sostuvo ayer el Gobernador en la reunión que mantuvo con el presidente Alberto Fernández y otros mandatarios provinciales.

Por su parte, el viceministro de Salud, Nicolás Kreplak brindó un cuadro de situación y señaló que “las medidas tomadas por el Gobierno Nacional y por la Provincia han sido efectivas para disminuir el crecimiento de los casos, lo que vuelve a demostrar la eficacia de las restricciones sobre la circulación”.

Sin embargo, advirtió que “tenemos que trabajar para revertir la situación porque, mientras haya más ingresos que egresos en los hospitales, el sistema sanitario estará en riesgo”, añadió.

En tanto, el intendente de Lomas de Zamora, Martín Insaurralde, remarcó: “Apoyaremos las medidas que tome el Gobierno Nacional, necesitamos disminuir la circulación en el AMBA para poder cortar la cadena de contagios”.

Participaron también el jefe de Gabinete, Carlos Bianco; la ministra de Gobierno, Teresa García; la directora general de Cultura y Educación, Agustina Vila.