María Eugenia Vidal rechazó que la provincia de Buenos Aires adhiera al protocolo para las fuerzas de seguridad elaborado por la ministra Patricia Bullrich, aunque tomó distancia de Elisa Carrió y cuestionó los dichos de la diputada oficilista

Vidal justificó la no adopción del protocolo en su territorio porque, dijo, "en el caso de la provincia de Buenos Aires nosotros ya tenemos una ley, vigente desde 2006, que define claramente cómo debe actuar la Policía en el uso de armas de fuego, con una reglamentación bastante similar a lo que acaba de hacer la ministra Bullrich".

De todos modos, la gobernadora resaltó el consenso general de Cambiemos en este tema: "La ministra Bullrich, el presidente (Mauricio Macri), el ministro (Cristian) Ritondo, yo coincidimos como equipo que tenemos que darle todas las herramientas a la Policía para hacer cumplir la ley".

En tanto, apuntó contra Carrió, quien aseguró que el protocolo viola los derechos humanos. "No estoy de acuerdo con Lilita", dijo Vidal sobre las críticas de la diputada al nuevo protocolo.

A la vez, encontró la manera de ver el lado positivo de las tensiones dentro de Cambiemos. "Celebro la democracia interna que el Presidente permite en su propio espacio político", sostuvo.