El gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, aseguro este martes que "cuando vienen a tirar toscas y ensuciar, la respuesta es trabajo y capacidad", al participar del anuncio de una importante inversión petrolera en el distrito de Avellaneda acompañando al presidente Alberto Fernández.

El acto en el que la Refinería Raízen, licenciataria de la marca Shell, anunció una inversión por los próximos tres años, que se estima generará más de 4.000 nuevos puestos de trabajo. Según se anunció, la inversión se destinará al desarrollo de una nueva línea de producción de combustibles, al aumento de la capacidad de procesamiento en la refinería, y la mejora de eficiencia energética e incorporación de nuevas prácticas ambientales. 

"Cuando vienen a tirar toscas, a ensuciar, a sembrar dudas y generar incertidumbre, la respuesta es el trabajo, el capital, los recursos y las capacidades de nuestra Provincia y nuestro país para crecer por muchísimo tiempo más", afirmó Kicillof durante el anuncio que encabezó el presidente Fernández.

Agregó que en este momento "nos quieren pegar en el centro de nuestro futuro, que no es la seguridad jurídica, ni el clima de negocios, es algo mucho más profundo: la autoestima del pueblo, de la sociedad argentina, de los empresarios, los trabajadores y los dirigentes argentinos". Dejó claro que "no es golpeando, criticando y todo el tiempo tirándonos abajo, es con autoestima y certezas que la Provincia y la Argentina son grandes y van a ser más grandes, con tu liderazgo Alberto (Fernández)" y completó" "No es para tirar para atrás sino para tirar adelante y poner en marcha la República Argentina".

El mandatario provincial remarcó que la inversión de 715 millones de dólares que la Refinería Raízen anunció hoy, "se concreta" porque el presidente Alberto Fernández se comprometió "a cumplir con lo que faltó en el periodo anterior" y le dio "perspectiva a largo plazo a las inversiones argentinas". "Te comprometiste, lo cumpliste y hoy hay una empresa extranjera que decidió una inversión gigantesca y lo hizo porque el compromiso se cumplió", dijo Kicillof y remarcó que "es por ahí el camino para sacar adelante a Avellaneda, a la Provincia y al país".

Kicillof valoró que se invertirán 715 millones de dólares "para mejorar la capacidad de procesamiento de petróleo y los subproductos, para sustituir importaciones y potenciar exportaciones". "Cuando digo que Buenos Aires es una provincia petrolera lo digo porque cuatro de las cinco refinerías que procesan petróleo están en la provincia de Buenos Aires. La Provincia tiene materia prima, capital, maquinarias, trabajadores del petróleo y de la construcción", celebró.

Destacó que Argentina podría ser un país que extrae crudo y lo vende al exterior sin valor agregado pero, afirmó: "Nosotros producimos, refinamos petróleo y tenemos muchas industrias vinculadas a los subproductos y muchísimas pymes que hacen todos los bienes de capital, válvulas, bombas, motores y buena parte se afina en Buenos Aires".

Tras recordar que en Vaca Muerta hay "privados haciendo una inversión para que el petróleo salga elaborado, procesado y convertido en valor agregado con trabajo argentino, industria argentina, ingeniería argentina y bonaerense", sostuvo que la inversión anunciada hoy es "enorme, muy importante y estratégica".