El gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, aseguró este lunes que “si hace falta, se tomarán nuevas medidas” para mitigar el avance del coronavirus y que su Gobierno hará lo que "indique la realidad” para “bajar los contagios”.

“Si hace falta, se tomarán nuevas medidas, porque sino se desborda el sistema o hay miles de contagiados y centenares de muertos”, dijo Kicillof al ser consultado respecto a cómo se seguirán administrando las medidas en la provincia.

En el marco de una entrevista con Radio 10, agregó que "el virus en este momento tiene dos caras: las limitaciones y los cuidados personales y la cara optimista de la vacunación, que viene avanzando” y remarcó que "por más complejo que sea, por más angustia que tengamos todos, hay que hacer sacrificios, porque lo cierto es que el resultado es que muere menos gente”.

En este sentido, Kicillof remarcó que hoy se observa "una letalidad más baja, de 1,5, cuando llegó a ser 3 y en algunos países fue 6 o 7”

“Lo que hay que hacer es bajar los contagios, iremos haciendo lo que nos indique la realidad”, explicó, y pidió tener en cuenta que “las cepas son hoy un 60 o 70% más

contagiosas”.
El mandatario rescató que “la gran mayoría de la gente” comprende que “estamos dando respuesta, que hay un Estado presente que protege y cuida”.

En este sentido, diferenció lo ocurrido con la estrategia de otros países “donde el neoliberalismo dijo que se salve el que pueda, que se muera el que se tenga que morir" y consideró que lo que hicieron fue "un desastre”.