El gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, anunció que desde mañana en todo el territorio bonaerense podrán acceder a la vacunación libre "todos los grupos priorizados": los mayores de 50, los trabajadores de la salud, la educación, las fuerzas de seguridad, los mayores de 18 años con comorbilidades y las personas gestantes.

Kicillof, remarcó la necesidad de "retrasar" lo más posible el ingreso de la variante Delta de coronavirus al país, para que "el esfuerzo" que se está haciendo "no vuele por los aires".

"Se trata de una cuestión solidaria. Son medidas de cuidado y prevención", dijo Kicillof en una rueda de prensa al defender la medida de restringir a 600 personas el ingreso de argentinos que provienen del exterior y rechazó las críticas en ese sentido de "los que militan los contagios y la falta de cuidado, y luego se rasgan las vestiduras" ante el aumento de los casos.

De esta manera, a partir de este miércoles, todas las personas mayores de 50 años y las gestantes mayores de 18 años podrán inocularse al igual que todos los trabajadores de la salud, de la educación y de seguridad, que tengan domicilio en la provincia de Buenos Aires.