Durante el gobierno de María Eugenia Vidal, el Ejecutivo provincial le había declarado la guerra a los docentes. Con Axel Kicillof en La Plata, comenzó una nueva etapa que ya da sus primeros resultados: hoy empiezan las clases en toda la provincia. Eso ocurrió porque hubo predisposición al diálogo entre el Gobierno bonaerense y los sindicatos. 

Está claro que no todas son flores: dos gremios bonaerenses rechazaron la última oferta de Kicillof pero descartaron una medida de fuerza, porque reconocieron el cambio de actitud. Ya no hay discurso de trinchera contra los sindicatos. 

Por primera vez desde 2016, las clases comenzarán a tiempo en la provincia de Buenos Aires. Así, son casi 4 millones los alumnos y alumnas que comenzarán el ciclo lectivo este lunes en la provincia de Buenos Aires. De los cuales, el 62% concurren a instituciones públicas y el resto, a privadas y estatales municipales. Hoy, Kicillof visitó escuelas antes de dar su discurso cuando abra el año legislativo, donde seguramente hará hincapié en el logro.