Médicos nucleados en la Asociación Sindical de Profesionales de la Salud de la Provincia de Buenos Aires (Cicop) pidieron "un presupuesto de emergencia" para el sistema sanitario y que se avance en “una mayor restricción de actividades con apoyo social" ante el avance de la segunda ola de coronavirus. Advirtieron sobre una situación de colapso generalizado. 

"El avance de la segunda ola está saturando rápidamente nuestro sistema de salud. Cuando hablamos de saturación no solo nos referimos a cifras límites en los porcentajes de ocupación de camas, sino también a la capacidad limitada de los equipos de salud, agotados luego de un año de pandemia", sostuvo el gremio

La Cicop es uno de los principales gremios de Salud de la provincia de Buenos Aires. En un duro comunicado advirtió que es necesario tomar ese rumbo por las "guardias abarrotadas, terapias llenas, derivaciones en ambulancia y falta de personal para operativizar las nuevas camas que se van generando" como "parte de un escenario realmente preocupante".

"Con el sistema de salud al límite, es imperioso que desde el Estado se destine un presupuesto de emergencia y se generen nombramientos genuinos para fortalecer los equipos de salud en el peor momento de la pandemia", indicó el texto difundido por el gremio.

 Si bien el sindicato de médicos bonaerenses reconoció las medidas adoptadas por los Gobiernos nacional y provincia, avisó que "aún no han impactado en forma significativa en la curva de casos", por lo que piden mayores restricciones en los próximos días.

"Si bien hace falta un tiempo prudencial para terminar de evaluar el impacto, desde los lugares de trabajo vemos con claridad que hacen falta medidas más contundentes para disminuir la circulación de personas y no solo los contagios, sino también la demanda que ya no puede absorber el sistema", añadieron.