El sábado a la madrugada, durante un operativo policial en el barrio Tolosa de La Plata, policías de la provincia de Buenos Aires detuvieron a un joven de 17 años, lo golpearon con culatazos del arma y lo trasladaron a la comisaría 6ª. En la dependencia policial, lo torturaron durante horas con golpes y picana eléctrica, exigiéndole que confiese el robo y quiénes eran sus cómplices.

En ese marco, Roberto Cipriano García de la Comisión Provincial por la Memoria relató los hechos por Radio Provincia: “Alrededor de la 5 de la madrugada, agentes de la Policía que patrullaban el barrio Tolosa de La Plata persiguieron durante algunas cuadras al joven; lo detuvieron, lo golpearon y los trasladan a la comisaría 6ª”.

“Allí lo obligan a permanecer de pie durante más de 9 horas al mismo tiempo que tres policías, de manera sistemática, le aplican descargas eléctricas con una picana para sacarle información” contó Cipriano quien además puso de manifiesto que los policías filmaban la situación y después difundieron las imágenes por redes sociales.

Cipriano García apuntó además que “están todas las irregularidades presentes están acá, es un menor y no hay un mayor acompañando, no está presente el abogado defensor, no intervino la Dirección de Niñez”.

Por los hechos, la Comisión Provincial por la Memoria (CPM) presentó una denuncia penal luego de entrevistarse con la víctima en el centro cerrado Almafuerte. También lo hizo ante la Auditoría General de Asuntos Internos, reclamando "el cese de estas graves violaciones de Derechos Humanos ejecutadas por la Policía Bonaerense".

“Nos dijeron que se apartó a un efectivo policial y que suponían que eran más los responsables, pero no tenían los elementos todavía para identificarlos…está claro que no era uno solo porque está quien filma, quien interroga y quien lo picanea”, señaló y agregó que la pena por el delito de tortura es “de 8 a 25 años”.

Fuente: Radio Provincia