El titular del PJ de la provincia de Buenos Aires, Gustavo Menéndez, también cuestionó la decisión insólita de la Justicia de intervenir al partido Justicialista nacional.

“No podemos hablar de republicanismo si todo el tiempo se suceden hechos que atentan contra el derecho a la representación", aseguró Menéndez.

En un comunicado firmado por el PJ - Buenos Aires, se cuestionó la decisión de la jueza Servini de Cubría, a la que se vinculó con el Gobierno de Mauricio Macri: "El Partido Justicialista es el principal partido opositor, tiene alcance nacional y fue uno de los artífices constitutivos de nuestra Democracia. Exigimos respeto por nuestra tradición y por nuestro rol democrático en el presente. Basta de judicializar la política y cercenar la libertad”, destacó.

Siguen las críticas a la decisión de la Justicia que intervino al PJ con argumentos increíbles. En una resolución de pocas páginas, señaló las "malas elecciones realizadas en 2015 y 2017" como causal de la intervención.

Además, puso al frente de la intervención a Luis Barrionuevo, un hombre cercano a la Casa Rosada. En 2003, Barrionuevo fue acusado por suspender una elección en Catamarca, en una jornada donde sus simpatizantes quemaron urnas. Con esa trayectoria a cuesta se deberá hacerse cargo de la normalización de uno de los principales partidos de la Argentina.