La Procuración bonaerense elaboró el Registro de los Procesos del Niño donde señala que durante 2017 se completaron 24.929 procesos penales contra menores de 18 años. De ese total, un 17,5% (4.363) fueron declarados inimputables con contar con menos de 16 años.

No obstante, los delitos cometidos por menores entre 16 y 18 años tienen una incidencia marginal en las cifras de la inseguridad bonaerense: en los últimos cuatro años bajaron un 10%, y en 2017 representaron el 3,1% del total de las causas iniciadas por la Justicia bonaerense, según publicó la Agencia InfoGei.

De acuerdo a los últimos datos de la Procuración bonaerense, en 2017 (último año informado) se iniciaron 26.026 causas penales a jóvenes de entre 16 y 18 años de edad, a los que la ley les otorga un régimen procesal especial. Esto significó una baja del 2,3% con respecto a 2016, mientras que en el período 2014-2017 la caída fue del 10,7% (pasó de 29.155 a 26.026 casos). En tanto, los delitos cometidos por menores en 2017 representaron el 3,15% del total de 798 mil causas iniciadas ese año.

En el desagregado, casi todos los delitos graves cayeron en los últimos años: los homicidios en ocasión de robo bajaron un 23%; mientras que los homicidios agravados cayeron un 55% y se ubicaron en 8 en 2017.

En tanto, también se registró una baja del 39,8% en los robos agravados por el uso de arma y un 23% los robos simples. Por otro lado, aumentaron un 6,9% las causas por lesiones culposas y un 22,7% los procesos iniciados por casos de violación en los que intervienen menores.