El vicepresidente de la Asociación Empresaria Hotelera Gastronómica (AEHG) de Mar del Plata, Eduardo Palena, adelantó que las reservas para las fiestas de Navidad y Año Nuevo "sólo alcanzan el 20%" y "un 15% para enero". Las razones son obvias: el temor de la gente por el coronavirus y los precios, que están por las nubes. 

En este sentido, el empresario evaluó que las reservas "están muy flojas" y precisó que les que "está siendo muy difícil que se puedan ocupar" las 52.000 camas con que cuenta el mayor destino turístico de la costa atlántica bonaerense.

“Todavía existe la esperanza de que algunos se animen y vengan a último momento con demanda espontánea”, dijo Palena y agregó: “En Mar del Plata nuestra asociación cuenta con 150 hoteles adheridos, de los 500 existentes en la ciudad”.

Se esperaba que la situación no fuera la mejor ya que los contagios por coronavirus siguen a buen ritmo y ahora se conoció una nueva cepa "ultracontagiosa", lo que aumenta el temor entre las familias. A eso hay que sumarle que los precios se dispararon para el verano, lo que hace que la gente piense varias veces si decide vacacionar este año tan particular.