En la jornada de ayer, se había conocido que la gobernadora María Eugenia Vidal ordenó a su tropa en la Legislatura bonaerense que avance en la convocatoria a sesiones para este viernes 30 de noviembre, con el fin de aprobar el Presupuesto 2019 y la solicitud de endeudamiento de la Provincia, justo el mismo día que las miradas iban a estar puestas en la realización del G20 en la Ciudad de Buenos Aires.

Sin embargo, las críticas de la oposición surgieron efecto, y Cambiemos finalmente convocó a sesionar para el próximo lunes 3 de diciembre, donde espera contar con la aprobación de los proyectos.  

“La gobernadora acaba de indicar que se convoque a sesión el viernes 30, con la Ciudad paralizada y todas las vías de acceso cortadas. Es lo que en mi barrio se dice: " tratara el presupuesto provincial entre gallos y medianoche" había expresado en sus redes sociales la legisladora de Unidad Ciudadana.

Como informó este medio en ediciones anteriores, Unidad Ciudadana expresó su rechazo al proyecto del gobierno bonaerense porque el concepto que más se incrementa en el presupuesto son los recursos destinados al pago de intereses de deuda.

“Vidal propone un aumento nominal del 28% para salud sin tener en cuenta el impacto de la devaluación y la inflación. El dólar aumentó 100%. Cómo va a hacer la Gobernadora para garantizar la compra de insumos para los hospitales que tienen precios dolarizados” manifestó en los últimos días la titular del bloque en Diputados, Florencia Saintout.

Por otra parte, la oposición criticó el “apresuramiento” del oficialismo para aprobar de forma exprés el presupuesto 2019. Desde el ingreso de los proyectos a la Legislatura, distintos bloques vienen exigiendo la presencia del Director General de Cultura y Educación, Gabriel Sánchez Zinny, quien durante el año estuvo en el ojo de la tormenta por la tragedia de la Escuela en Moreno y la crítica situación que atraviesa la educación pública en la Provincia.

Ante el pedido de la oposición, Cambiemos se negó a convocar al funcionario y cerró el debate por el presupuesto, donde tampoco se incluyó la presencia del Ministro de Seguridad, Cristian Ritondo, otra de las carteras envueltas en distintas problemáticas, como fue la masacre en la Comisaría de Esteban Echeverría.